Falsas creencias de los trastornos mentales 2. Trastorno Límite de la Personalidad

Continuamos esta serie para desmontar las falsas creencias que pueden existir con respecto a los trastornos mentales más conocidos. Hoy hablaremos sobre el Trastornos Límite de la Personalidad, también conocido como Borderline. 

 

Trastorno Límite de la personalidad

Se trata de un trastorno de la personalidad caracterizado por una dificultad en la regulación de las emociones. Esta dificultad provoca a menudo cambios bruscos de estado de ánimo, relaciones interpersonales inestables, cambios en la autoimagen o impulsividad. Es común en las personas con TLP el miedo al abandono por parte de los demás, que acaba resultando muy frecuentemente en todo tipo de intentos para evitar que esto ocurra.

Se cree que la prevalencia de este trastorno puede estar en torno al 6%, siendo mucho más frecuente los diagnósticos en mujeres, según nuevas investigaciones, probablemente por que a los varones se les ha mal diagnosticado con depresión o trastorno de estrés postraumático.

 

  • Intensidad de la emoción

Todos sentimos emociones, algunas de ellas intensas, pero es muy diferente la intensidad de las emociones en las personas con TLP, las cuales pueden perder el control de la emoción debido a su intensidad. 

  • Vuelta a la normalidad 

Dado que las emociones son muy intensas, la vuelta al nivel basal suele tardar mucho más tiempo que en una persona sin TLP.

  • Impulsos

Tanto el tipo como la intensidad de los impulsos son desmesurados en las personas con TLP, llegando a provocar grandes consecuencias para sí mismos, a nivel salud, seguridad o integridad física, cosa que pocas veces ocurre en personas que no padecen un TLP.

  • Relaciones inestables

Por norma general las relaciones de las personas con TLP suelen estar marcadas por la inestabilidad, debido al miedo excesivo al abandono, llegando a conductas peligrosas para evitar este abandono. Este tipo de inestabilidad en las relaciones interpersonales es poco común en las relaciones entre personas sin TLP.

 

Síntomas

  • Relaciones interpersonales inestables, que alternan entre la idealización y la devaluación de la persona.
  • Autoimagen distorsionada e inestable, que afecta a los estados de ánimo, opiniones, objetivos, valores….
  • Comportamiento, intentos o amenazas suicidas o de automutilación.
  • Esfuerzos frenéticos para evitar el abandono de los demás.
  • Conductas impulsivas que pueden resultar peligrosas, como, por ejemplo, sexo, gastos, abuso de sustancias….
  • Inestabilidad afectiva, que puede durar desde unas horas a unos días.
  • Sentimiento crónico de vacío o aburrimiento.
  • Ira intensa.
  • Síntomas disociativos, como sensación e “estar fuera del cuerpo”, desconectarse de los pensamientos….

La principal característica es la agitación emocional, sintiendo emociones especialmente intensas y duraderas, lo que les hace mucho más complicado volver a la estabilidad.

Causas

El motivo por el cual se desarrolla este trastorno no está claro aún, aunque los investigadores coinciden en que es la combinación de varios factores los que ayudan a su desarrollo, estos factores son:

  • Genética: no se ha encontrado un gen especifico que cause este trastorno, pero en investigaciones con gemelos se ha demostrado que este trastorno tiene una fuerte relación genética.
  • Factores ambientales: las personas que han vivido situaciones traumáticas tienen mayor riesgo de desarrollar TLP que otras personas que no han vivido tales situaciones
  • Funcionamiento cerebral: Parece que el cerebro de las personas con TLP funcionan en muchas ocasiones de una forma algo diferente, pareciendo que las zonas que controlan las emociones y juicios no se comunican bien entre si.

Tratamiento

El tratamiento del Trastorno Límite de Personalidad en muchas ocasiones debe ser combinado entre un equipo formado por psiquiatra, psicólogx y familiares o amigos.

La terapia psicológica debe ser la base del tratamiento, y puede llevarse a cabo a través de la terapia cognitivo conductual y la terapia dialéctica-conductual

En algunos casos donde la vida de la persona pueda estar en peligro, el profesional de la salud recomendará su hospitalización hasta lograr la estabilización.

¿Tienes alguna duda sobre este trastorno? ¡deja un comentario y estaré encantada de solucionarla!

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Isabel García
Isabel García

Hola, Mi nombre es Isabel. Soy psicóloga general sanitaria viviendo en Londres desde hace varios años. He ofrecido terapia a muchos españoles en Londres con muy buenos resultados desde hace tiempo, ahora estoy realizando terapia en modalidad online. Si necesitas una ayuda extra para superar algún problema, estás atravesando una situación difícil o simplemente crees que te vendría bien aprender nuevas estrategias para enfrentarte a las nuevas situaciones ponte en contacto conmigo.

Ver más artículos »

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos recientes
Categorías
SÍGUEME EN INSTAGRAM
SÍGUEME EN FACEBOOK
Ir arriba